jueves, 30 de octubre de 2008

Ismael y Mariola en Jaén

Se abrió el pasado martes 28 de octubre el IX Festival de Otoño de Jaén con un recital de Ismael Jordi, debutando en la ciudad andaluza, y la por allí ya vieja conocida Mariola Cantarero, acompañados con corrección por el pianista Julio Cendal y abordando un repertorio de lo más comprometido: nada de cancioncitas para calentar la voz. Me merecieron la pena las dos horas y cuarto de distancia en coche, no sólo porque fue una espléndida velada lírica, sino también porque pude comprobar por mí mismo que lo que había leído y me habían dicho de mi paisano era verdad: el tenor jerezano se encuentra en un estupendo momento vocal. En este mismo blog expresé mi preocupación por su actual trayectoria, pero por fortuna su actuación jiennense parece apuntar que las aguas vuelven a su cauce.

Ismael está estupendo de voz, ciertamente. Pero aún hay algo más: parece más sensato como músico, más centrado en lo expresivo y, por ende, más maduro. Me alegró muchísimo ver como con enorme sabiduría evitó los agudos opcionales que en otras ocasiones deslucen su actuación. Y más me alegró aún comprobar que el distanciamiento ("a la Kraus", para entendernos) con que a veces aborda sus personajes se ve ahora sustituida por una mucho mayor sinceridad emocional. ¿Resultados? Maravillosos.

"Ach, so Fromm", el aria de Martha que es uno de sus caballos de batalla, le quedó tan elegante y luminosa como siempre (mil veces mejor que a ese nuevo bluff llamado Jonas Kaufmann, dicho sea de paso), haciendo gala por lo demás de una técnica de canto ortodoxa e irreprochable. Perfecto en estilo y expresión el dúo de La viuda alegre (hizo de Danilo, sí), lo que confirma sus excepcionales dotes para la opereta. En la terrorífica "Tombe deglo avi miei" me sigue pareciendo un pelín blando, pero aun así ha dejado muy atrás, en un admirable logro de autosuperación, su decepcionante Lucia de Amsterdam que circula en toma radiofónica. Magnífico, como siempre, en el dúo de Don Pasquale, y sencillamente sensacional en "Por el humo" y, más aún, en un "No puede ser" dicho con una mezcla de elegancia, extroversión controlada y apasionamiento que ya quisieran muchos. ¡Bravo!

¿Y qué decir de Mariola? Pues que su estupenda voz sigue ganando cuerpo, que su expresividad es cálida y ajena a narcisismos, y que la amplia gama de recursos belcantistas que maneja (irreprochables notas picadas, impresionantes trinos, notables filados), unida a un extenso fiato, la convierten en una de las mayores promesas de la lírica internacional, confirmándolo en Jaén en una mejorable pero aún así más que sólida recreación del aria de la Sonnambula... ¡cabaletta incluída! Cosas como "En un país de fábula" o la canción del ruiseñor de la Francisquita volvieron a demostrar su facilidad para la zarzuela, luciendo además, como Ismael, una irreprochable dicción; él y ella estuvieron muy salerosos en el dúo de El gato montés.

Unas ortodoxas e idiomáticas (!!) czardas de El murciélago demostraron además que Mariola sigue buscando nuevos caminos y que tiene talento para emprenderlos. Ahora bien, en este recital se puso más de manifiesto que otras veces su tendencia a gritar en el sobreagudo: una artista de su talento no debería cometer la innecesaria locura de ofrecer agudos no escritos con los que mete la pata de manera considerable.

La simpatía y comunicatividad de los dos cantantes terminaron de ganarse el cariño de un público que aplaudió a rabiar. Sin la menor duda, esta pareja artística tiene sintonía y gancho, lo que seguramente volveremos a comprobar en esa prometida Traviata en Sevilla para 2010. Eso sí, que ambos se cuiden mucho y que sigan mejorando: la vida del cantante es muy dura, el éxito cuesta trabajo, la voz es un instrumento delicado, los teatros de ópera ejercen con frecuencia de demonios tentadores y los aficionados son (somos) crueles cuando las cosas no salen bien. Ismael y Mariola tiene muchísimo talento y pueden hacer cosas importantísimas en el futuro. Que no se duerman en los laureles, hagan caso omiso de los cantos de sirena y caminen con firmeza hacia delante.

Post data para conductores.
Mucho ojo para quienes viajen de madrugada por la provincia de Jaén. Encontrar una gasolinera abierta resulta casi imposible. Pasé por ocho de ellas y no había un alma. A punto estuve de quedarme en medio del camino, a dos grados de temperatura y bajo una molesta lluvia. Sólo por los pelos (cortando el aire acondicionado y circulando a muy escasa velocidad) logré llegar a Úbeda y repostar en una estación de BP, al parecer la única abierta la 24 horas en muchos kilómetros a la redonda. ¡Cuidado!

10 comentarios:

Andrés dijo...

No tuve el gusto de estar en ese recital de Jaén, pero a la vista del pasado recital de Mariola en Sevilla y del reciente de Ismael, se puede presumir que debió ser una velada más que satisfactoria. Lo que no acabo de ver del todo es esa Traviata sevillana y no por Ismael, que está defendiendo el papel de Alfredo con brillantez, sino por Mariola. Violeta es un papel que seduce a todas las sopranos y muchas se lanzan a él sin pensar bien a qué se enfrentan y luego acaban como acaban. Hoy por hoy pienso que Mariola podría hacer bien un primer acto, pero no la veo dándole profundidad a la voz en "Ammami, Alfredo" ni, mucho menos, en "Addio dal pasato". Por lo que sé, ismael no aceptará la oferta sevillana porque tiene comprometidas esas fechas para el Real.

FLVM dijo...

Pues tienes toda la razón en cuanto a lo de Violetta, pero sabes tú mejor que yo lo que pasa con ese papel: cuando se está para el primer acto no se está para el dúo ni para el addio, y cuando se está para esto último, ya no se puede con el primero. Mariola, en este momento, se puede comer con patatas aria y cabaletta, y encuanto al resto... bueno, la voz se está ensanchando. Yo confío en su talento.

En cuanto a Ismael, él mismo me dijo que lo que quizá puedan pisarse son algunos ensayos, no las funciones, así que cuando sepa las fechas concretas ya nos dirá si puede con las dos cosas o no. En cualquier caso me alegra mucho que hayan contado con ellos dos, y también que Halffter se decida a programar Traviata, una repetición muchísimo más acertada que la de Werther, por ejemplo.

Andrés dijo...

Bueno, como bien dices, más vale una Traviata con estos intérpretes que un Werther con los que tuvimos. Lo que ya me hace temblar de miedo es que, por querer traer cantantes españoles como sea (siempre que sean mediáticos, claro), salga adelante el proyecto de un programa doble Suor Angelica/Pagliacci con Ainhoa "Morritos" Arteta. No hay que ser un hacha para ver que esos dos títulos no pegan ni con cola (uno una pura estilización, otro un dramón). Menos mal que también le han ofrecido algo a la Matos. Por lo menos tendremos una voz que se deje oir por encima de los decibelios Halffter. Y otra cosa: ¿cómo es que el Maestranza está aún programando para dentro de un añoi? Aún no está cerrada la Carmen/Banderas, por ejemplo.

FLVM dijo...

No tenía ni idea de ese programa doble, que en principio a mí tampoco me parece muy coherente que digamos. Y menos con la Arteta, que últimamente no estaba cantando mal, pero que a tenor de su lamentable intervención en la banda sonora de "La conjura del Escorial", debería jubilarse cuanto antes.

¿Y por qué demonios no se anima el Maestranza a hacer, completo, esa maravilla tantas veces infravalorada que es Il trittico?

Andrés dijo...

Se lo dije a PH y me contestó que salía muy caro hacer un Trittico. Como si no tirasen el dinero en proyectos con menos interés. Ah! Y luego se escandalizan de que se les presente un presupuesto de 8.000 euros para hacer "L'isola disabitata", la última composición de Manuel García, una ópera para piano y cuatro solistas. Como no es alemán ni PH puede lucirse, es caro. Cosas veredes, amigo Fernando. Bueno, es muy tarde y mañana hay que dar clase temprano.

Anónimo dijo...

No se me ocurre algo con menos interés que una ópera de Manuel García. Suficiente tuvimos ya con los coñazos que le han colado a Halffter para programar al infumable sevillano.

FLVM dijo...

Hombre, yo no diría que a Halffter "le han colado" a Manuel García. Todo lo contrario, él parece contentísimo de programar y dirigir este repertorio, y de hecho va ofrecer en abril la obertura de La muerte de Tasso con su Filarmónica de Gran Canaria. Si lo hace será por que le gusta, digo yo.

Andrés dijo...

Y además repite esa obertura con la Sinfónica de Sevilla. A Halffter no hay quien le cuele nada si él no está convencido de que puede sacar algo de provecho. Por eso torpedeó cuanto pudo el "Don Chisciotte" de García, porque allí él no pintaba nada. Pero en cuanto vio que era bueno para su imagen apuntarse al carro de la recuperación patrimonial con "La mort du Tasse", todo fueron facilidades y no reparar en gastos.
Además, me parece que es una obligación de un teatro lírico sostenido con fondos públicos el colaborar con la recuperación de nuestro patrimonio musical, para que luego no tengan que venir de fuera a enseñarnos lo que tenemos en los archivos. El tiempo y el público dirá si esas obras se mantienen en los escenarios, pero mientras no se recuperen no podremos valorarlas.

Emilio dijo...

Interesante blog. Me gustaría poner un enlace en el mio que llevase a este blog. Para ello pido su permiso.

FLVM dijo...

Por descontado, muchas gracias. Imagino que puedo hacer lo propio...

No sabía que tuviera en su web una Lucia de Amsterdam con la Cantarero. Cuando deje a Giulio Cesare la escucharé con mucho interés, puesto que la grabación oficial con la Forte deja bastante que desear. Un saludo.