miércoles, 6 de octubre de 2010

Octava de Shostakovich por Petrenko: timidez y blandura


SHOSTAKOVICH. Sinfonía nº 8.
Royal Liverpool Philharmonic Orchestra. Dir: Vasily Petrenko.
Naxos 8.572392
CD 61’57’’
DDD
Ferysa
**

Un chasco la tercera entrega del ciclo Shostakovich del talentoso Vasily Petrenko. De acuerdo con que esta música no tiene necesariamente que sonar con la virulencia que aplican un Kondrashin, un Previn (el de 1973, no el posterior) o un Rozhdestvensky, ni con el lirismo sombrío de un Rostropovich; ni siquiera con el “romanticismo” encendido de un Mravinsky. Un enfoque abstracto como éste puede funcionar de maravilla, como demostró Haitink en su referencial lectura. Lo que no es de recibo es que la interpretación carezca de la tensión necesaria, se encuentre lastrada por una manifiesta timidez expresiva y caiga en la blandura.

El primer movimiento de Petrenko no está correctamente construido y carece de rebeldía. El Allegretto se queda en lo correcto, aunque la Royal Liverpool Philharmonic puede lucir en su sección final un notable virtuosismo. En el tercer movimiento la trompeta carece de la intencionalidad necesaria y no se conducen bien las tensiones hacia la gran explosión que precede a la passacaglia. Ésta suena con el director ruso más tristona que estremecedora, pasando luego a un correcto Allegretto final en el que se llega al clímax sin fuerza. Tras unas intervenciones solistas despistadas en lo expresivo, la interpretación se cierra en medio de la indiferencia.

________________________________

Artículo publicado en el número de octubre de 2010 de la revista Ritmo.

PS. La crítica del disco con las Sinfonías nº 5 y 9 puede encontrarse en el siguiente enlace. De la primera entrega del ciclo, que incluía la Undécima Sinfonía, espero hablar pronto en este blog.

PS2. Finalmente he escuchado la Undécima, que he comentado en este enlace.

4 comentarios:

Eugenio Murcia dijo...

Pues yo me compré este disco. Esta claro que no es Solti, pero tampoco me pareció tan mala versión. El director es uno de los "niños mimados" de Naxos, como la gran Marin Alsop, Deneve, Falletta o el incombustible Antoni Wit.

FLV-M dijo...

Es un niño mimado de Naxos porque, por lo que le he escuchado en tomas radiofónicas, es un director buenísimo. Quizá por eso, ante tantas espectativas, me ha defraudado esta Octava.

Juan_Alacant dijo...

te leo muy a menudo, tu blog es muy interesante...que cantidad de Shostakovich grabado en las ultimas decadas.¿merece la pena tanto despliege?¿no está todo dicho ya con los Haitink,Jansons,Rostropovich...? y de que director te gustaria oir una sinfonia? Boulez o Baremboim como crees que se acercarian a una octava por ejemplo?

FLV-M dijo...

Muchas gracias.

Obviamente hay una saturación de grabaciones de Shostakovich, no soy el primero en decirlo.

Boulez ha hablado mal de Shostakovich. No creo que nunca haga algo suyo. Barenboim, por el contrario, ha dirigido -de manera admirable, circula toma radiofónica- su Concierto para violín nº 1, y más recientemente ha hecho su Sinfonía nº 11, esta última no sé si por la cosa judía o por la mussorgskiana. Me encantaría escuchársela.

Chailly prometió en tiempos grabar la integral en Amsterdam, pero al final no lo hizo allí ni lo está haciendo en Leipzig. Lástima.